Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 17 de septiembre de 2011

Réquiem por el tiempo sin contar



Tan tan, llaman a la puerta otra vez.
Ya va, ¿quién es?
Fui a abrir y se metió en mi casa un amanecer


Grande es el número de veces que, siguiendo la corriente sin sentido de la vida, me acuerdo de pequeños detalles, momentos fugaces que parecen encontrar un hogar en mi memoria.
Las tratamos como algo aparentemente insignificante, pero estoy seguro de que son lo más importante. Cualquier mínimo detalle que se os venga a la cabeza, recordareis algo más que el detalle. Rememorareis a alguien, a un momento, a un lugar.
Así es como separamos las cosas especiales, cómo sabemos quién o qué nos hace sentir algo diferente.

Bliss

No hay comentarios:

Publicar un comentario

incursiones